Con Otilio Rosa, Argentina vuelve al podio en velocidad

Medalla de plata el sábado, sobre 100 metros. Y ahora, medalla de oro en 200, durante la clausura del Campeonato Sudamericano u23 en el estadio Jefferson Pérez, en la altitud de Cuenca (Ecuador). Son las primeras actuaciones internacionales del velocista Otilio Rosa con la representación argentina. Y de este modo, el atletismo de nuestro país consigue sus primeras medallas en prueba del sprint computando las ocho ediciones de estos Sudamericanos.

Otilio Rosa nació en República Dominicana, pero desde muy chico vive en nuestro país, donde desarrolló toda su campaña deportiva. Representa a San Lorenzo de Almagro y llegaba a Cuenca con un antecedente personal de 21s12 en los 200 metros (también, 20.81 con viento a favor), marcas conseguidas este año en Buenos Aires. Hace pocas semanas, había obtenido la nacionalidad para representar a la Argentina.

Después del segundo puesto en los 100 metros, detrás del favorito brasileño Derick de Souza Silva, obtuvo su eliminatoria de 200 con 21s10. Derick, quien también le apuntaba al título en esta distancia, no participó y se le abrió camino al argentino quien -pese a un viento desfavorable de 1,9 ms- marcó 21s.06, registro que lo ubica 5° en la lista nacional permanente y que iguala el récord nacional u23 en poder de Carlos Gats (también recordman de mayores) desde el 3 de agosto de 1990 en Soria, España.

La medalla de plata fue para el ecuatoriano Carlos Darío Perlaza con 21s13 y el bronce para el chileno Enzo Faulbaum con 21s20.

Con este triunfo de Otilio Rosa, Argentina ya lleva cuatro títulos en Cuenca.